Volvo C30 Polestar

La marca sueca Volvo siempre ha sido sinónimo de seguridad y sobriedad, y no ha destacado tradicionalmente por tener modelos muy prestacionales. Sí, es cierto que algunos modelos destacados (T5) eran auténticos lobos con piel de cordero, pero Volvo nunca ha tenido un departamento “M” o “AMG” al estilo de sus rivales alemanes.

José Saavedra | EspacioNoticias

Parecidos razonables

Dentro de la familia Volvo, el modelo de acceso es el C30. Es un compacto ya muy conocido y que lleva sus buenos años en el mercado, con varios restylings a sus espaldas. Siendo un modelo correcto y funcional, no destaca por nada en especial… Bueno, quizá en su elevado precio (23.000€ el básico) aunque compensado por sus excelentes ajustes y terminaciones interiores.

El C30 presenta pocas motorizaciones si lo comparamos con los compactos de más éxito: 3 diésel, 1 gasolina y 1 “FlexiFuel”. Para los amantes de los coches, sin duda, el gasolina es el más tentador; su motor 2.5 turbo de 5 cilindros y 230 CV (el ya famoso T5) posee un fabuloso rendimiento y una gran fiabilidad, además de bastantes posibilidades de potenciación.

Pero como decimos, quizá se queda corto para lo que el mercado demanda hoy en día, así que hoy queremos hablar de una preparación del C30 que ha dejado con la boca abierta a todo el mundo: el C30 Polestar.

Origen

Nació como una prueba de concepto y como prototipo, pero el sorprendente resultado y la admiración del mundo del Motor parece que ha convencido a los dirigentes de Volvo a sacarlo en una serie limitada de 350 unidades.

El prototipo surgió del trabajo de Volvo y Polestar en las pistas de carreras con su modelo del campeonato STCC (Swedish Touring Car Championship), y sale con tracción total y 400 CV. El motor sigue siendo el 2.5 turbo del C30 normal, pero con suficientes modificaciones para llevarlo a 400 CV y para necesitar tracción total mediante dos diferenciales Haldex autoblocantes (tomada del Volvo V50).

Diseño

Exteriormente no es muy diferente del C30 y su paquete deportivo, aunque sólo está disponible en el azul de las imágenes y lleva un nuevo diseño de llantas. Por dentro presenta asientos deportivos en Alcántara y es mucho más soso (para qué mentir) que el C30 de serie, que ya lo es de por sí, como manda la tradición Volvo.

Dinámicamente es muy agresivo y efectivo siendo capaz de tomar curvas a velocidades muy altas sin hacer “extraños”, logrando aceleraciones y frenadas a años luz del C30 de serie. Realmente este modelo es un rival a la altura del Focus RS500 (¡¡El motor es el mismo!!), Audi RS3, Golf R y demás compactos vitaminados. Quizá digo mal diciendo que está a la altura de ellos; quizá debería decir “los supera”, porque las cifras obtenidas en las pruebas mejoran todas las mediciones realizadas por esos modelos

.Rivales

¿Y si entonces sus rivales son el Subaru Impreza WRX STI o el Mitsubishi Evo? Quizá estemos ante un auténtico “matagigantes”, capaz de destrozar a sus rivales de categoría y de plantar cara a los “fuera de serie”… Sin duda, es lo que necesitaba una marca como Volvo.

Porque (y ya entrando en el terreno de la opinión personal) es una maravilla poder conducir un compacto relativamente común en una versión exclusiva, con la que será difícil cruzarnos cuando la conduzcamos… Porque no es tan extraño ver 2 ó 3 Golf R en un mismo día si se circula por una gran ciudad, o Focus RS… ¿Pero un C30? Si ya de por sí no son comunes en sus versiones básicas, imaginémonos en la versión Polestar.

Conclusión

Su precio rondará los 60.000€, lo que puede parecer exagerado para un compacto. Por supuesto, su clientela tipo será la de gente con una economía holgada que tenga ya otros vehículos y que busque algo para dar rienda suelta a sus emociones al volante, y no quiera tener lo que tienen los demás. Hasta ahora el BMW 1 M era el mejor candidato, sin duda; pero el C30 Polestar es una maravilla, se verá mucho menos y es mucho más bonito.

Desgraciadamente nunca podré tenerlo ni conducirlo, pero espero poder verlo circular algún día por nuestras carreteras. No soy muy fan de lo habitual, de lo estándar; por lo que el C30 Polestar se adapta a la perfección a mis gustos. Quién pudiera…

Para que veáis un poco de él en acción, os dejo un vídeo del mismo en el Ring:

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: